Neuroeconomía: Una mirada histórica y conceptos

Por: César Andrés Fernández García
Julio 27, 2020
Figura 1. Representación del Homo economicus. Fuente: The Daily Omnivore

Resumen: La neuroeconomía es una disciplina joven, nació en Estados Unidos a principios del siglo XXI. El propósito de este trabajo es comprender cómo ha dado un vuelco esta disciplina, para ampliar los horizontes y tomar decisiones económicas de una manera más acertada.

La neuroeconomía es una de las disciplinas más versátiles. Se nutre de psicología, economía, neurociencias y economía conductual. Estas disciplinas estudian cómo el comportamiento humano es capaz de realizar la toma de decisiones. Se cree normalmente que nuestras decisiones están basadas en razonamientos fríos y calculadores; pero esto no es tan cierto, en realidad la mayoría de nuestras decisiones son bastante inconscientes.

Dentro de la Neuroeconomía se toman bases anatómicas como referencia, pues por medio de juegos, se busca un grupo control y un grupo variable, llegando a sacar muchas conclusiones, logrando que de forma experimental y de manera multidisciplinar, se obtenga un gran progreso dentro de esta disciplina.

 La idea del Homo economicus es del siglo XIX, esta fue expuesta por los utilitaristas ingleses, de manera que, para entenderlo mejor, por ejemplo, Maletta (1) señala que:

“Los agentes económicos son modelados según el tipo ideal del Homo economicus, quien es movido únicamente por motivos utilitarios, y solo actúa de manera racional a fin de maximizar la satisfacción de sus propios intereses y sus propias necesidades, de acuerdo a sus preferencias” (1)

Esta teoría del Homo Economicus ha ido cambiando a inicios de este siglo y la Neuroeconomía se encargó de estudiar aquello, esta disciplina nació en los Estados Unidos, el interés por integrar el estudio de las neurociencias y economía lo inició “el biólogo Paul Zak, quien crea un centro de estudios en Neurociencias en Claremont estado de California” (2,3). Él estudió como medir y observar lo que ocurre en el cerebro para la toma de decisiones, ayudándose de herramientas como la resonancia magnética, para ver que zonas se activan cuando ocurre este proceso.

El primer artículo que interesó a la comunidad científica, recién es publicado en 1999 en la prestigiosa revista Nature, por parte de Michael Platt y Paul Glimcher, en este artículo se usa un punto de vista económico, se utiliza al mono Rhesus y coloca 2 sistema de recompensas.

En el año 2002 la Neuroeconomía entró a la palestra “pues se premió con el Premio Nobel de Economía al psicólogo israelí (único premio Nobel que no es economista) como también al economista Vernon Smith” (4), el primero es premiado “por sus aportaciones fundamentales a la economía experimental y a Kahneman por sus contribuciones al estudio del comportamiento de los agentes aplicando el análisis de la psicología cognitiva” (5)

Llegando el año 2003 se creó la Society for Neuroeconomics, en ella se empiezan a desarrollar conferencias y reuniones. Esta fue presidida por Paul Glimcher y en ese mismo año “en otoño se llevó a cabo la primera reunión plenaria de Neuroeconomistas organizada por Greg Berns en la Universidad de Emory en Atlanta” (3,4), esta “reunió unos 30 investigadores, de los cuales un tercio eran médicos, otro tercio neurocientíficos y otro tercio eran economistas” (5)

En el 2008 Y 2010 en las revistas Economics & Phylosofy, Journal Economic Methodology debaten el cómo llevar la metodología neuroeconómica, es ahí donde se preguntan:

“¿debe la economía abrir la supuesta caja negra que es el funcionamiento del cerebro, o más bien dejar este tema para la neurociencia y acotar su campo a los problemas decisorios, sin entrar a analizar cuestiones más profundas, como el funcionamiento del cerebro, la interacción entre sus distintos componentes o el efecto de los neurotransmisores sobre la conducta humana?” (6)

El economista americano Richard H.Taler que es profesor en la actualidad de la Universidad de Chicago , ganó en el año 2017 el Premio Nobel por sus estudios en la economía del comportamiento. En su trabajo expuso que “las personas no son irracionales de manera errática sino de una forma sistemática y previsible como también lo provechoso de anticiparnos a los comportamientos irracionales” (7, 8), esto lo explico bajo el término “nudge” (pequeño empujón).

En la actualidad con el auge de los datos, la unión de la Neuroeconomía con el Big Data no fue la excepción, enfocando su aplicación en el mundo bursátil y las decisiones financieras.

Conclusiones

La neuroeconomía al ser parte de la teoría del comportamiento ha podido dar un gran énfasis experimental, este cambio de paradigma dado al estudiar microeconomía desde la perspectiva neoclásica y la idea del Homo economicus, hicieron que nuevos investigadores se centren en esta área. Apoyándose del estudio de las zonas cerebrales, la metodología económica y la unión de las múltiples áreas de estudio, se logró que la Neuroeconomía sea una disciplina aplicable, a pesar de ser muy joven ha llegado a tener gran reconocimiento en la comunidad científica, por sus notables aportaciones.

Bibliografía: 

  1. Maletta H. La evolución del Homo economicus:problemas del marco de decisión racional en Economía. Economía Vol. XXXIII, N° 65. 2011 Julio; 33(65): p. 9-68.
  2. Bermejo P, Izquierdo R. Tu dinero y tu cerebro: Por qué tomamos decisiones erróneas y cómo evitarlas según la neuroeconomía CONECTA , editor.: Penguin Random House; 2013.
  3. Paul Z. Neuroeconomics. The Royal Society. 2004 noviembre; 359(1451).
  4. Cortés E. Analsis de la evolucion de la Neuroeconomía en la toma decisiones [Tesis], editor. [Medellín]: UNIVERSIDAD EAFIT; 2015.
  5. Quesada J, Ortega M, Avendaño J. Propuesta de inclusión de un curso de neurofinanzas en la malla curricular del Instituto Tecnológico de Costa Rica. [Tesis], editor. [Cartago]: Instituto Tecnológico de Costa Rica; 2013.
  6. Navarro A. PROGRESOS RECIENTES EN NEUROECONOMÍA. Asociación Argentina de Economía Política. 2009.
  7. Almiron C. Decisiones racionales vs. Emocionales. La neuroeconomía deja en jaque a los supuestos de la economía moderna. Difusiones. 2019 diciembre; 17(17).
  8. Perez-Truglia R. Foro Economico. [Online].; 2017 [cited 2020 Julio 21. Available from:http://focoeconomico.org/2017/10/10/richard-thaler-premio-nobel-de-economia-2017/.

Artículos relacionados

Respuestas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *