Derramamiento de leche podría causar catástrofe ambiental

Por: Gabriela Fernanda Flores Enciso

 

Mayo 31, 2021
Fuente: Google

Contexto

El 14 de abril pasado, en el río Dulais al oeste de Gales, un camión que transportaba 28,000 litros de leche [1] se volcó causando el derramamiento de este enorme volumen del líquido. Rápidamente, representantes del Natural Resources Wales (NRW), el ente gubernamental en temas relacionados al ambiente en Gales, se acercaron al lugar para evaluar el impacto, manifestando que la leche “es lo peor que puede terminar en un río (…) es siete veces peor que el abono de ganado” [2]. 

Preocupaciones

Aunque el reporte de este incidente por parte de la NRW todavía no es de conocimiento público, el problema principal es el daño que la leche puede causar al ecosistema del río. La preocupación no solo es por las especies que viven dentro del río, sino de los insectos alrededor de este. Todos estos pueden ser afectados por la principal consecuencia de la contaminación con leche en recursos hídricos, que es la eutrofización.

Eutrofización

Es definida como un proceso de deterioro de la calidad del recurso hídrico; se origina por el enriquecimiento de nutrientes o fertilización excesiva, que da por resultado el crecimiento perjudicial de plantas acuáticas, tales como algas y macrófitas [3,4], las cuales se puede producir naturalmente y cuyo proceso es lento y de manera gradual o por intervención del hombre (conocido como eutrofización cultura, artificial o antropogénica). Este último se debe a contaminantes como materiales de construcción, materiales de campos agrícolas, sedimentos de minas, combustibles fósiles, restos de fertilizantes y plaguicidas, desechos humanos provenientes de los desagües, etc. [3]

Se destaca los productos con alta cantidad de nutrientes como los fertilizantes y alimentos desechados, los cuales son desechados a alcantarillas o arrastrados por las lluvias a ríos y lagos [4]. 

Componentes de la leche que lo vuelven un peligro

La leche y sus derivados se consideran la mejor fuente dietética por el contenido y la biodisponibilidad del calcio que contienen, y ofrecen la ventaja adicional de proporcionar aportes significativos de otros nutrientes, contribuyendo así a la mejora de la calidad nutricional de aquellos que lo añaden a su dieta [5]. Sin embargo, así como nos ayuda a nosotros, también beneficia a otros seres vivos. Posee una gran cantidad de elementos energéticos en forma de azúcar (lactosa), grasa y citrato, además de compuestos nitrogenados; de esa forma lo convierte en un excelente medio de cultivo de microorganismos [6]. 

¿Y cómo podemos asociar los nutrientes de la leche con el impacto en las masas de agua? Dos parámetros a tomar en cuenta, cuando medimos la contaminación de la leche, son: La demanda química de oxígeno (DBO) y demanda bioquímica de oxígeno (DQO) de la leche, que miden el material orgánico contenido en una muestra líquida mediante oxidación química y la cantidad de oxígeno consumida durante un tiempo determinado, respectivamente. [6] Un litro de leche entera equivale aproximadamente a una DBO5 de 110,000 mgO2/L y una DQO de 210,000 mgO2/L [7]. Comparándolo con los parámetros en el Perú de DIGESA, la leche se encuentra sobrepasando excesivamente los valores recomendados en agua dulce: DBO5 mgO2/L y 10 mgO2/L, y DQO entre 30 – 50 mg/L. [8] 

Posible impacto

Entendiendo lo perjudicial que puede ser la leche derramada en los ríos, y masas de agua en general, podemos hablar del posible impacto de los 28,000 litros en el río Dulais. 

Algo que resaltó Ioan Williams, líder de Natural Resources Wales, fue el hecho de que este incidente se dio en una época del año donde la temperatura del río es baja. “Si esto hubiera sucedido, digamos, en una sequía en pleno verano con altas temperaturas, hubiera sido mucho, mucho peor” explicó. 

Debido a que la temperatura es el factor con más influencia en el proceso de eutrofización, se puede decir que el impacto disminuye. Sin embargo, las bajas temperaturas retardan la acción desnitrificante de las bacterias y por esta razón los nitratos no son destruidos tan rápidamente; además, estos al permanecer en el agua, son aprovechados por el fitoplancton para la producción de alimentos [3].

Otro punto es que el desarrollo del proceso de la eutrofización se presenta cuando un cuerpo de agua cuenta con poca profundidad, y con mayor velocidad en depósito de agua como lagos y lagunas [2]. El hecho de que el manto blanco generado por toda la leche se haya movilizado del lugar de los hechos, ciudad de Llangadog, hasta la ciudad de Llandeilo que se encuentra a 10.5 kilómetros de distancia, muestra que la corriente es un factor que ayudó a que no se estancara; a pesar de lo mencionado, no se descarta que pequeños ‘slugs’ se queden en diversas partes del río, lo que mantendría la leche presente por más tiempo.

Fuente: Google

Los estudios en el lugar continúan

Una buena noticia a favor del ecosistema de este río al oeste de Gales, es que no encontraron peces muertos, ni peces en peligro en la primera inspección del Natural Resources Wales, horas después del suceso. Sin embargo, tanto biólogos como personal de pesca seguirán monitoreando el río en busca de alteraciones. 

Un dato preocupante es que, aunque el hecho de que un tanque de leche transportado por un camión terminara en el río es algo inusual, la contaminación por los eluyentes de la industria y el desecho directo de la leche no es un caso aislado. Solo en Gales, el NRW tuvo que lidiar con el mismo problema en el 2017, cuando se arrojó por el desagüe 500 litros de leche [9]. 

Los problemas derivados de la eutrofización de cuerpos de agua comenzaron en el siglo XIX, cuando se construyeron los  sistemas de  drenaje de las grandes ciudades de Europa, y recién en los años 60 se empezó a estudiar formas de combatirla [10]. Aun así, hasta el día de hoy hay evidencia del conocimiento de las empresas sobre el efecto de los eluyentes, como los de la leche y la contaminación que generan; sin embargo, es poca la capacitación y la búsqueda de soluciones por parte de estas. El uso del recurso es tan importante como su tratamiento, lo cual debemos tenerlo siempre en cuenta.

Referencias Bibliográficas:

[1] BBC News. River Dulais milk spill ‘seven times more polluting than slurry’ [Internet]. 15 de abril, 2021 [consultado el 29 de abril]. Disponible en https://www.bbc.com/news/av/uk-wales-56759683

[2] ITV. Experts continue to monitor River Dulais after milk tanker spill turns it White [Internet]. 15 de abril, 2021 [ consultado el 29 de abril]. Disponible en https://www.itv.com/news/wales/2021-04-15/river-turns-white-after-milk-tanker-spill 

[3] Goretti F, Miranda V. Impacto Social-ambiental, territorios sostenibles y desarrollo regional desde el Turismo. México; 2018. Vol. 2. Eutrofización, una amenaza para el recurso hídrico. 

[4] Moreto J. La eutrofización de los lagos y sus consecuencias. Universidad Técnica del Norte; 2008.

[5] Farré, R. La leche y los productos lácteos: fuentes dietéticas de calcio. Nutr Hosp. 2015; 31(2); 1-9. 

[6] Santamaría E, Álvarez F, Zamora M. Caracterización de los parámetros de calidad del agua para disminuir la contaminación durante el procesamiento de lácteos. Agroindustrial Science. 2015; 5(1):13–26.

[7] Ministerio de Medio Ambiente España. Prevención de la contaminación en la Industria Láctea. Cataluña; 2002. pp. 1–164.

[8] DIGESA. Parámetros Organolépticos. Lima; 2020. 

[9] Natural Resources Wales. NRW respond to milk spillage in Llantrisant [Internet]. 19 de junio, 2017 [consultado el 1 mayo 2021]. Disponible en https://naturalresources.wales/about-us/news-and-events/news/nrw-respond-to-milk-spillage-in-llantrisant/?lang=en 

[10] Chapa C.; Guerrero R. [Internet]. Junio, 2010 [consultado el 1 mayo 2021]. Disponible en https://www.researchgate.net/publication/236649916_Eutrofizacion_Abundancia_que_mata 

Artículos relacionados

Respuestas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *