EL ROL DE LAS REDES SOCIALES

«Las redes sociales han replanteado la forma en la cual nos comunicamos. Estamos viviendo una etapa de la historia en la cual nunca habíamos estado tan conectados, y a la vez parece que cada vez nos entendemos menos. Evolucionan a pasos agigantados y no nos da tiempo a pensar que está pasando. Sin embargo, la reciente pandemia ha acelerado nuestra inserción al mundo digital y hemos visto cómo han influenciado en nuestra vida como las fakes news(noticias falsas),nuevas formas de trabajo ,o las protestas en todas partes del mundo.»

Por: David Céspedes Gonzáles

1Universidad Nacional Mayor de San Marcos 

Abril 18, 2021
Foto:Undraw.com

En general los social media (medios sociales) fusionan la tecnología con la interacción social mediante el uso del internet. Existen muchos tipos de plataformas de social media, entre ellas los blogs, los sitios web de videos, las redes sociales, los recientemente populares servicios de stream, mensajes de textos, videochats, etc [1]. Es de particular interés la popularidad e importancia que han tenido las redes sociales, entre ellas Facebook, Instagram, Twitter, etc, las cuales han desplazado otros tipos de social media como los ya olvidados blogs.  Según Ipsos se estima que hay cerca de 13.2 millones de usuarios de redes sociales en el Perú, lo cual representa el 78% de la población entre 18 y 70 años del Perú urbano [2]. En la última década las redes sociales han sido una de las grandes revoluciones tecnológicas. Avanzan a pasos agigantados y han cambiado nuestro paradigma de cómo socializar. Existe una gran influencia de las redes sociales en la manera en que nos comunicamos.

Durante la reciente pandemia y debido al distanciamiento social estas tecnologías fueron las principales en ayudarnos a mantenernos comunicados. Más aún, adaptamos su uso para nuevas funciones como herramientas de trabajo, emprendimientos o como nuestra principal ventana para informarnos.  Como resultado estamos en un mundo más digitalizado y acostumbrado a lo virtual. Las redes sociales tendrán un rol importante en la vida post pandemia. Sin embargo su avance a lo largo de los años ha presentado muchos problemas. La dependencia a su uso, el ciberbullying, el ciberacoso son algunos de los problemas que nos afectan de manera directa y personal. Otros como la polarización de las opiniones, las cadenas de desinformación, su influencia en las protestas son algunos problemas que nos afectan a un nivel macro.

LA DESINFORMACIÓN Y LA PANDEMIA

“No estamos luchando solo contra una epidemia, estamos luchando contra una infodemia” señaló Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la Organización mundial de la Salud (OMS) [3].  La última pandemia tiene en emergencia sanitaria a muchos países del mundo. Sin embargo, este no es el único problema. La alarma por el nuevo coronavirus ocasionó una gran demanda de información. Naturalmente las personas querían conocer los detalles de la nueva enfermedad, sus síntomas y cómo prevenirla. El uso de las redes sociales como una de las principales fuentes donde compartir y recibir información , en general sin corroborar,  ha sido una clara desventaja y peligro. Como resultado tenemos los casos de las teorías conspirativas sobre el 5G que desencadenaron en la quema de torres de telecomunicaciones, el uso indebido de ivermectina, dióxido de cloro,  antivacunas . En resumen,  la desinformación es un problema que nos afecta a todos y la reciente pandemia pone en evidencia que son un peligro latente para nuestra salud.

Foto: Center for Ethical Leadership, University of Notre Dame.

El estudio de las fakes news ha sido ampliamente estudiado . Profesores de MIT Sloan y MIT Media lab publicaron sus resultados sobre las redes sociales y las fakes news en los Estados Unidos [4]. En el famoso artículo “ the spread of true and false news online” se obtienen muchos datos interesantes. La cantidad de noticias falsas mostraron un pico durante las elecciones presidenciales del 2012 y 2016. Estas noticias falsas tienen 70% más probabilidades de ser compartidas en Twitter.  Las explicaciones sobre el por qué las personas tienden a creer más en las fake news, por qué las crean y cómo nos afecta son todavía un campo de intenso estudio.   Michael Caufield de la WSU Vancouver (Washington State University Vancouver) señala que hoy en día las personas están más dispuestas a dedicar más tiempo a engañar a otras personas que en ningún otro momento de la historia [5].Sam Wineburg, profesor de la universidad de Stanford y Sarah McGrew de la universidad de Maryland proponen la “lectura lateral” como un método efectivo para verificar la veracidad de una posible fake new [6] . Este método consiste en verificar lo que nos muestra una fuente de información mientras lo leemos, generalmente abriendo nuevas ventanas, en lugar de solo leer verticalmente en la única fuente de información.

PROTESTAS Y LAS REDES SOCIALES

En noviembre del año 2020 se dieron una serie de protestas tras una vacancia presidencial. Según el Instituto de Estudios Peruanos un 53% de jóvenes entre 18 y 24 años participaron en la protesta tanto en las marchas, redes sociales o con los llamados “cacerolazos” desde su casa[7].  La socióloga Noelia Chávez acuñó el término generación del bicentenario. Un término que intenta dar una identidad a las marchas en su mayoría representada por jóvenes que alzaron su voz[8]. Estas marchas han tenido una clara participación en las redes sociales. 

Hashtag frecuentemente usado en las redes sociales durante las manifestaciones que fueron llevadas a las protestas en las calles. Foto: Agencia EFE

Bossio señala que esta no es la primera vez que se da este fenómeno y mucho menos deben ser considerados como casos aislados [9]. Recientemente, en circunstancias de pandemia, se han dado varias manifestaciones en todo el mundo. Podemos ver los casos bien estudiados de las protestas Black Live Matter de EE. UU. en abril. Así mismo las protestas en Rusia por su aguda crisis política. Más de cerca a nuestra región tenemos los casos de Guatemala y en menor magnitud la aprobación de la nueva constitución en Chile.  Sumado a estas recientes protestas, tenemos las manifestaciones en Argentina 2019 y Chile 2018 por el aborto legal. Tienen una característica en común: estos movimientos están conectados. Son integrados mayoritariamente por jóvenes, usuarios de nuevos medios de comunicación, globalizados, hiperconectados, inclusivos y desafiantes. El uso de las diversas redes sociales tiene muchas ventajas. Entre ellos podemos encontrar la rapidez de la información, la exposición inmediata de los eventos a través de transmisiones en vivo, el nivel de organización en grupos de WhatsApp, telegram, etc. Según Omar Wasow, activista y profesor de la Universidad de Princeton, las redes sociales nos permiten ver una realidad completamente visible para algunas personas y a la misma vez invisibles para otras [10]. Wasow ha estudiado las protestas que se dieron a lo largo de distintas décadas. Una de las principales diferencias es que en las protestas actuales, las redes sociales pueden simplificar la forma de organizar las protestas. De esta manera se obtiene un alcance más amplio, sin embargo, los lazos entre los manifestantes son más débiles en comparación a protestas

REFERENCIAS

[1] Kaplan AM, Haenlein M. Users of the world, unite! The challenges and opportunities of social media. Bus Horiz. 2010;53(1):59–68.

[2] Uso de redes sociales entre peruano conectados 2020 [Internet].Instituto de Estudios Peruanos.2020.  [Citado 27 de marzo de 2021]. Disponible en: https://www.ipsos.com/sites/default/files/ct/publication/documents/2020-08/redes_sociales_2020_v3_6ago_20.pdf

[3] Munich Security Conference [Internet]. World Health Organization. 2020.[Citado 27 de marzo de 2021].Disponible en:
https://www.who.int/director-general/speeches/detail/munich-security-conference

[4] Sara Brown. MIT Sloan research about social media, misinformation and elections [Internet].MIT Sloan.2020.[Citado 27 de marzo de 2021]Disponible en: https://mitsloan.mit.edu/ideas-made-to-matter/mit-sloan-research-about-social-media-misinformation-and-elections

[5] Charlie Warzel. Don’t go down the rabbit hole[Internet].The new york times.2020.[Citado 27 de marzo de 2021]. Disponible en:
https://www.nytimes.com/2021/02/18/opinion/fake-news-media-attention.html?smtyp=cur&smid=tw-nytimes

[6] Wineburg, Sam and mcgrew, sarah, Lateral Reading: Reading Less and Learning More When Evaluating Digital Information ( 2017). Stanford History Education Group Working Paper No. 2017-A1 , Available at SSRN: https://ssrn.com/abstract=3048994 or http://dx.doi.org/10.2139/ssrn.3048994                           

[7] IEP Informe de Opinión -noviembre 2020[Internet]. Instituto de Estudios Peruanos.2020.  [Citado 27 de marzo de 2021]. Disponible en:
https://iep.org.pe/wp-content/uploads/2020/11/Informe-Especial-IEP-OP-Noviembre-2020-v2.pdf

[8]Instituto de estudios peruanos, más del 90% está de acuerdo con las protestas de los jóvenes [internet].Diario voces. 2020. [Citado 27 de marzo de 2021]. Disponible en:  https://www.diariovoces.com.pe/170747/instituto-de-estudios-peruanos-mas-del-90-esta-de-acuerdo-con-las-protestas-de-los-jovenes

[9]Bossio, J. F. Nunca tan a tiempo: acción colectiva y medios sociales en Latinoamérica. Conexión, 2020, (14), 9-21. https://doi.org/10.18800/conexion.202002.000 http://revistas.pucp.edu.pe/index.php/conexion/article/view/23304

[10] Shira Ovide. How social media has changed civil rights protests[internet].   The new york times.2020. [Citado 27 de marzo de 2021].  Disponible en: https://www.nytimes.com/2020/06/18/technology/social-media-protests.html

Artículos relacionados

Respuestas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *