EL USO DE LA TECNOLOGÍA EN LA GESTION DE RIESGOS DE DESASTRES

Las soluciones desde la tecnología serán el camino en el futuro por una mejor prevención’’

Por: Andrés Figueroa Curo
Septiembre 3, 2020
El papel clave de la tecnología en los desastres naturales. Fuente: Tecnologia Emocional

El mundo es un gran incierto en temas relacionados a los riesgos naturales. Cada vez es más complicado poder realizar una buena gestión para la reducción de riesgos de desastres de origen natural tales como inundaciones, tifones, huaycos, erupciones volcánicas, maremotos, etc. Debido a factores como el cambio climático y la mala planificación de las ciudades que alteran y obstaculizan el manejo. Y, por consiguiente, dificultan poder mitigar los efectos que dejan a su paso.       

Los desastres naturales provocan considerables pérdidas materiales y humanas. Son el resultado de la interacción entre los seres humanos y la naturaleza. El primer paso para poder controlar este tipo de incidentes es conocerlos.  El uso de tecnologías convencionales e innovadoras, con el apoyo del manejo de datos a escala remota, está apoyando con gran magnitud en la resiliencia de las sociedades(1).

Hay países que invierten más recursos e incitan la adaptación en el tema de gestión de riesgos, ya que la experiencia misma los ha hecho priorizarlos. A partir de ello, la mejora de la tecnología y el uso de nuevos recursos está apoyando en su preparación. Un caso dado es en una nación insular de Asia oriental. Japón es un país muy vulnerable, expuesto a importantes peligros tanto geológicos como hidrometeorológicos. Es un país donde diferentes tipos de desastres naturales, incluyendo terremotos, tsunamis, tifones, inundaciones y derrumbes, ocurren en distintos lugares. La historia de los desastres naturales es en realidad la “historia de la reducción del riesgo de desastres”, y la coexistencia con los desastres naturales forma parte de la vida de los japoneses (2).

Earthquake, Tsunami, Meltdown – The Triple Disaster’s Impact on Japan, Impact on the World Fuente: BROOKINGS

A partir de la experiencia misma, Japón ha sabido mejorar su gestión en la reducción de desastres mediante la tecnología. Tales son: la alerta temprana (como J-alert – un sistema automatizado de alerta temprana a nivel nacional); respuesta de emergencia, análisis de datos y toma de decisiones (como la hora de llegada del tsunami, el nivel de inundación y el análisis de riesgos); y el intercambio de información (como la televisión móvil y los teléfonos móviles vía satélite).

Además, en el momento de la catástrofe del 2011 se logró grandes mejoras:

  • Se generó un mapa de tráfico en tiempo real y se puso a disposición del público (incluso a través de Google) utilizando los datos recopilados de los vehículos en movimiento.
  • Los datos de observación de los sensores de inundación se distribuyeron a los sistemas de navegación de automóviles y teléfonos inteligentes.
  • Los datos GPS de los teléfonos móviles se utilizaron para reproducir y analizar el flujo de personas en el momento del terremoto.

Es por ello que ante cualquier tipo de desastre, Japón previene con gran efectividad el impacto debido a su precavida preparación(3).

Tal país oriental no es el único que posee un gran porcentaje de vulnerabilidad ante desastres naturales. Una gran cantidad de países con condiciones económicas y sociales más desfavorables también padecen la adversidad. Tales países como: Haití, Indonesia, México, e incluso Perú son propicios a esta vulnerabilidad.

Es por ello que se debe implementar el uso de nuevas tecnologías de prevención ante desastres naturales. Ya que un desastre es incierto, puede ocurrir en cualquier momento y en cualquier lugar y por ello el uso de nuevas metodologías en la gestión de riesgo de desastres podría mitigar el efecto y reducir grandes pérdidas.

Un caso dado en el contexto peruano al respecto, es el de la implementación de nuevas tecnologías en el distrito de Lurigancho-Chosica. En este se utilizó sistemas intermedios de información climática para sistemas de alerta temprana. De manera breve trata de aplicar tecnologías de la comunicación con un enfoque participativo y en coordinación con las autoridades y la población. De todo lo anterior se podría mejorar el sistema de alerta temprana ante inundaciones y deslizamientos que es muy frecuente en la zona en temporada de fenómeno del niño, y de ello poder incidir en el trabajo de prevención de desastres en la gestión del riesgo(4).

Huaicos en Chosica, zona predispuesta para la catástrofe Fuente: Gestión

Esta resiliencia que se está realizando en la cuenca del Rímac no es el único caso, hay una diversidad de casos en el que se requiere el apoyo por parte del estado y sus colaboradores científicos para poder mejorar y poder prevenir la ruina en los desastres. En conclusión, tenemos que ser más conscientes de las consecuencias del futuro, debemos mejorar la resiliencia del país ante grandes eventos para poder así reducir el riesgo a desastres. Fue, es y será nuestro trabajo tratar de que todo sea predecible con el fin de mitigar las consecuencias con un mínimo de pérdidas.

BIBLIOGRAFÍA:

  1. Leveraging Technology for Disaster Risk Management | GFDRR [Internet]. [cited 2020 Aug 24]. Available from: https://www.gfdrr.org/en/feature-story/leveraging-technology-disaster-risk-management
  2. Arachchige L. A study on the disaster management framework of Japan. 2016 Apr.
  3. Global Facility for Disaster Reduction and Recovery. INFORMATIO NAND COMMUNICATION TECHNOLOGY FOR DISASTER RISK MANAGEMENT IN JAPAN [Internet]. 2019 [cited 2020 Aug 24]. Available from: http://documents1.worldbank.org/curated/en/979711574052821536/pdf/Information-and-Communication-Technology-for-Disaster-Risk-Management-in-Japan.pdf
  4. Autor: Miguel Aréstegui-Soluciones Prácticas [Internet]. [cited 2020 Aug 24]. Available from: www.practicalaction.org

Artículos relacionados

Respuestas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *