¿Qué es el ‘’Fast- Fashion’’ y cuáles son los daños que provoca?

Por: Daniela Campuzano Carrillo.

 

Octubre 1, 2020
Fuente: BBC News

La industria de la moda, valuada en $2.5 trillones de dólares, es una de las más grandes a nivel mundial [1] y el segundo mayor consumidor de agua mundialmente ya que produce el 20% de desperdicio mundial de agua en todo el mundo. A nivel mundial anualmente se compran 80 mil millones de piezas nuevas de ropa [2] estas ganancias son debido a que la industria ha optado por seguir el camino del ‘’Fast- Fashion’’.

¿Qué es ‘’Fast-Fashion’’?

El ‘’Fast fashion’’ es ‘’la solución’’ que usa la industria de la moda debido a la dinámica cambiante de la industria actualmente, como el desvanecimiento de producción en masa, aumento en el número de temporadas de moda y modificaciones estructurales [3]. En otras palabras, debido a la alta demanda por parte de los consumidores al querer más variedad con respecto a los productos ofrecidos, en cortos plazos de tiempo y a un precio accesible, se obtiene como resultado un proceso no planificado en el que se reduce la brecha de tiempo entre el diseño y el consumo según temporada, priorizando los ingresos.
Este término se utiliza para describir la moda de hoy en día, fácilmente disponible, de fabricación económica, por sobre todo con demasiadas opciones de vestimenta [2]. Con el surgimiento de la globalización y el crecimiento de la economía global ha cambiado el
crecimiento de fibras y la manufactura de textiles para obtener prendas de vestir a través de mano de obra barata. El consumo masivo de estas prendas provoca que se impulse a nivel global la producción de ropa barata y que los precios se mantengan bajos mediante la subcontratación de la producción a países de ingresos bajos y medianos, haciendo de esto algo “accesible” sin considerar que es de menor calidad.

La industria del “fast-fashion” como responsable del vulnerar condiciones laborales.

Fuente: IT Fashion

A la industria de la moda podemos relacionarla con la explotación laboral, ya que muchas empresas al buscar un productor masivo de ropa, que les pueda proveer de variedad en prendas de una manera rápida y a bajo costo, mandan a fabricar su mercadería a países donde las leyes laborales las beneficien. Estos países son por ejemplo, Bangladesh, Camboya o India. De estos, podemos resaltar a Bangladesh ya que es el mayor productor de ropa en el mundo, de hecho, ahí la industria textil supone la quinta parte del PBI nacional y a la par es el país donde la explotación laboral está establecida en el país ya que tanto adultos como niños laboran, lo que nos demuestra que las leyes laborales no son nada efectivas, teniendo así la mano de obra más barata en la región. Para tener un aproximado sobre el salario de estos trabajadores, los que trabajaban en Plaza Pana (“trabajaban” debido a que este centro se derrumbó) ganaban unos 110 soles al mes aproximadamente.

En el país vecino de India, un informe del Centre for Research on Multinational Corporations documentaba hace unos años cómo niñas y adolescentes trabajaban sin contrato más de 72 horas a la semana con un salario de 3.80 soles al día [4]. 

Contaminación por parte de la industria de la moda

Fuente: Generación Vitnik

La industria de la moda es responsable de grandes problemas ambientales, como el de la contaminación del agua, ya que en la mayoría de los países donde se producen las aguas residuales con desechos químicos, éstas son vertidas directamente hacia los ríos, muchas de ellas con plomo, mercurio y arsénico, entre otras. Estos son extremadamente dañinos tanto para la vida humana como acuática. El uso de este recurso para la creación de las prendas de vestir es abismal con cifras de aproximadamente 200 toneladas de agua por tonelada de tejido teñido [5]. 

Ya que muchas de estas prendas son adquiridas y desechadas en un corto periodo de tiempo, generan desechos textiles y de esta ropa en mal estado solo el 15% se recicla o se dona, y el resto va directamente al vertedero o se incinera. Las fibras sintéticas, como el poliéster, el cual se utiliza en el 72% de nuestra ropa, son fibras plásticas por lo que no son biodegradables y pueden tardar hasta 200 años en descomponerse [5]. 

Las emisiones de carbono por parte de esta industria representan el 10% mundial, genera gran cantidad de gases de efecto invernadero debido a la energía utilizada durante todo el proceso de producción, fabricación y transporte de estas prendas, recordemos que la mayoría de ella se producen en países de Asia como Camboya, India y Bangladesh por mencionar algunos. Por parte de la composición de estas prendas, muchas de ellas están fabricadas con fibras sintéticas como poliéster, acrílico, nailon, etc; estas a la par son fabricadas a partir de combustibles fósiles, lo que resulta en una fabricación que requiere mucha más energía a comparación de las fibras naturales [5].

¿Qué medidas podemos tomar nosotros?

Tenemos opciones de moda sostenible, moda ética o ‘’Slow-fashion’’, esto último en un sentido literal, ya de que defiende un estilo de vida desacelerado y sostenible. Podemos decir que esto vendría a ser lo contrario al ‘’Fast-fashion’’ ya que busca reducir el impacto de la moda en el medio ambiente, creando conciencia en los consumidores y en las empresas para con sus trabajadores. Lo más resaltable de las empresas que conforman esto es que tienen como prioridad el uso de materiales sostenibles, la reutilización y la economía circular [6]. 

Lo más importante que podemos hacer para no contribuir es ser más conscientes al momento de realizar una compra, ya que, con esto, aunque parezca poco puede generar un gran cambio.

Referencias Bibliográficas:

1. Fashion and the SDGs: what role for the UN? Disponible en:
https://www.unece.org/fileadmin/DAM/RCM_Website/RFSD_2018_Side_event_sustainable_fashion.pdf
2. Health 17, 92 (2018). https://doi.org/10.1186/s12940-018-0433-7
3. Bhardwaj, V. y Fairhurst, A. (2010). Moda rápida: respuesta a los cambios en la industria de la moda. The International Review of Retail, Distribution and Consumer Research, 20 (1), 165-173. doi: 10.1080 / 09593960903498300
4. La industria textil se sirve de la semiesclavitud para hacer negocio. [Internet]. Público, 10 Setiembre 2016 [Consultado 10 Agosto 2020] Disponible en:https://www.publico.es/internacional/bangladesh-industria-textil-ropa-esclavitud.html

5. Fashion's Environmental Impact [Internet] Sustain your style [Consultado el 10 Agosto 2020] Disponible en: https://www.sustainyourstyle.org/old-environmental-impacts

6. Vives, J. Ética y sostenibilidad: la última tendencia en moda [Internet]. La vanguardia, 23 Mayo 2018[Consultado el 10 Agosto 2020]. Disponible en: https://www.lavanguardia.com/vida/junior-report/20180523/443785495635/moda-etica-sostenible-tendencia.html


Artículos relacionados

Respuestas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *